Rouco subraya que los contenidos de EpC “no son compatibles” con la Constitución



Redacción i-bejar.com
Agosto 03, 2007

El prelado ultraconservador y neofranquista vuelve a hacer unas polémicas declaraciones en contra del Gobierno.

La Voz de Salamanca (EFE) / Monseñor Antonio María Rouco Varela ha apuntado este viernes que la programación de contenidos de la asignatura de Educación para la Ciudadanía "invade" el campo "amplio" del principio del derecho a la libertad religiosa. En los cursos de verano de la Universidad Complutense, el Arzobispo y Cardenal de Madrid indicó que eso es así porque ese derecho "incluye el derecho a la libertad ético-moral" y eso "no es competencia del Estado", sino de los padres.

Aseveró, como opinión personal, que esos contenidos "no son compatibles" con los artículos 27.3 de la Constitución (derecho de los padres a que los hijos reciban formación moral y religiosa acorde con sus convicciones) y el 16 (libertad ideológica y religiosa).

“Nadie rechaza” que haya una asignatura de Ciudadanía

Rouco señaló que "nadie rechaza" que haya una asignatura obligatoria de Ciudadanía, que "está bien", pero matizó que "no parece que esté bien" la forma concreta en que el Gobierno la ha desarrollado en los Reales Decretos de Enseñanzas Mínimas de Primaria y ESO, ya que se trata de un programa de educación ético-moral de "negatividad" de lo religioso.

Insistió en que el Estado no es el monopolizador de lo público ni puede pretender la formación de conciencias, sino tan solo posibilitarla; en caso contrario, se identificaría con la comunidad religiosa y absorbería sus funciones.

En su conferencia sobre las relaciones entre comunidad religiosa y comunidad política, indicó que el Islam y el laicismo ideológico radical "condicionan" la cultura y sociedades europea y mundial.

La libertad religiosa

Señaló que la libertad religiosa, como otros derechos fundamentales, debe entenderse como "anterior" al Estado y en sentido amplio, no sólo como derecho al culto, sino también como defensa pública de lo que se considera moral.

Además, ha de estar acompañada por el principio de colaboración de la comunidad política para que sea efectiva en la práctica.

Precisó que la libertad religiosa tiene límites en otros derechos, aunque eso no debe impedir denunciar actitudes y leyes que vayan contra la trascendencia del hombre.

Esa relación entre ambas comunidades debe basarse siempre en el diálogo, aunque advirtió contra la "tentación" de la comunidad política de recurrir a la coacción como titular del poder.

Dijo que esa relación está bien encauzada en España, en alusión a la Constitución y los acuerdos del Estado con las diferentes confesiones.

En declaraciones a la prensa había indicado antes que lo importante es que los problemas se puedan resolver en un marco de diálogo institucional y social respetuoso de todos. "Hay mucho que hacer...", agregó.

Sobre la Comunidad de Madrid, COPE y Cáritas

A su juicio la relación de la Archidiócesis de Madrid con el gobierno autonómico es buena en la práctica, con acuerdos concretos en los últimos años: "No podemos mostrarnos quejosos, sino todo lo contrario".

En los cursos, preguntado por los comentarios de algunos locutores de la COPE, Rouco dijo que esta cadena radiofónica "no es la Iglesia" y que lo que dice la COPE no es necesariamente lo que dice la Iglesia católica española, "unas veces sí y otras no".

Sobre el trabajo de la Iglesia para los más desfavorecidos, indicó que si Cáritas dejase de funcionar se produciría una "catástrofe" social.

Temas: