Comprar Mascarillas Béjar

La Junta ve con buenos ojos la solicitud de la UPL de que el leonés se enseñe como asignatura optativa.



Redacción i-bejar.com
Agosto 30, 2007

Si la Junta de Castilla y León da el visto a la propuesta, aquellos alumnos que lo deseen podrán estudiar leonés a partir del 2008, siempre como materia extraescolar y optativa.

La Voz de Salamanca (Daniel Hernández) / DANIEL HERNANDEZ

Desde el Ayuntamiento de León, el concejal de Educación y Cultura, Abel Pardo, llevará la propuesta ante el viceconsejero de Educación Escolar del gobierno autonómico, Fernando Sánchez-Pascuala, el cual, ya ha mostrado su interés hacia la propuesta.

Los trabajos llevados a cabo desde principios de siglo XX hasta el día de hoy sobre el tema han sido muy diversos. Entre ellos podemos destacar:

 Vocabulario charruno, de Manuel Fernández de Gata y Galache (1903);

 El Dialecto Leonés, de Menéndez Pidal (1906), trabajo en el que participó Miguel de Unamuno recopilando él mismo palabras, giros, etc... de varias comarcas salmantinas

 1909 de la tesis doctoral de Federico de Onís, Contribución al estudio del dialecto leonés, en la que estudia los rasgos leoneses de los documentos procedentes del Archivo de la Catedral de Salamanca.

 En 1914, Fritz Krüger, profesor de la Universidad de Hamburgo había incluido referencias del habla de Villarino en su obra Studien zur Lautgeschichte Westspanischer Mundarten. Más tarde visitarían la Sierra de Gata sus discípulos Fink (1929) y Bierhenke (1929 y 1932).

 En 1915, aparecía El dialecto salmantino, del canónigo don José Lamano y Beneite, reeditada 80 años más tarde por D. Antonio Llorente.

 En 1947 Tesis doctoral de don Antonio Llorente Maldonado (Estudio sobre el habla de la Ribera). Se divide en tres partes: una Introducción, un Análisis lingüístico y un Vocabulario complementario. En un apartado de Resúmenes enumera veinte rasgos fonéticos y morfológicos leoneses (202-203), además de vocabulario regional leonés (serano, bilma, henechu, cheiro...).

 En 1957, Luis Cortés publica en la Revista de Dialectología y Tradiciones Populares, su "Contribución al vocabulario salmantino". Para Luis Cortés había tres zonas bien delimitadas; oeste, de abundantes rasgos leoneses; este, fuertemente castellanizada y la meridional o serrano (donde se da la aspiración). Hay un predominio de las palabras de la ganadería y de la alfarería, objeto de otros trabajos suyos.

 Diccionario de las hablas leonesas (León, Zamora y Salamanca)" de Eugenio Míguelez Rodríguez (1993)

 EL MAPA ESCONDIDO: LAS LENGUAS DE ESPAÑA Jesús Burgueño Departamento de Geografía y Sociología. Universitat de Lleida.

En él podemos encontrar apreciaciones como las siguientes:

“Hace más de veinte años don Antonio Llorente (1982, 91-92) describía así la situación lingüística en Salamanca:

El habla de la provincia de Salamanca está hoy muy castellanizada, por lo menos el habla de la mayor parte de la provincia... Tenemos... un resto - degradado- del leonés oriental en la Ribera, restos esporádicos del leonés oriental en la Ramajería, El Abadengo, los campos de Argañán y el Rebollar; restos leoneses más o menos abundantes en toda la mitad occidental de la provincia, restos escasos en la mitad oriental de la provincia, tanto más castellanizada (desde el punto de vista lingüístico) cuanto más al este. Un caso especial, a tener en cuenta, encontramos en toda la franja meridional de la provincia, la orla montañosa o serrana, donde a los restos leoneses, abundantes de las sierras de Jálama, Gata y Francia, muy escasos en la sierra de Béjar, se han superpuesto rasgos lingüísticos meridionales, idénticos o muy próximos a los rasgos lingüísticos extremeños

Julio Borrego divide la provincia en cuatro zonas diferenciadas: la Ribera (que él había estudiado como tesis doctoral), las hablas serranas, la Charrería y el campo de Peñaranda.

Rosario Llorente (1999: 363-376) sobre el habla de los jóvenes y de los mayores en la ciudad: el yeísmo y la pronunciación átona de los adjetivos posesivos separan ambos grupos; los jóvenes son más leístas y aún conservan palabras propias como pitera.

Desde hace un año, el profesor doctor en Filología por la Universidad de Salamanca, Raúl Sánchez, a través de la Asociación por la Defensa del Leonés en Salamanca, La Barda, dio clases de leonés en el Centro Cultural Miraltormes. El objetivo de dichas clases según ha declarado a La Voz de Salamanca era “analizar la evolución y la actual situación del leonés en nuestra provincia, mostrar sus particularismos, y enseñar las normas consensuadas al respecto”.

Raúl Sánchez considera la experiencia como “muy positiva y con ganas de repetirla” debido al gran interés que mostraron los más de 20 alumnos que asistieron, cifra que considera todo un éxito debido a la “poca difusión que pudimos dar a estas clases”. También resaltó que otros salmantinos de fuera de la ciudad solicitaron por correo electrónico los temas que se iban dando conforme avanzaba el curso.

Al respecto del posible apoyo de la Junta de Castilla y León opinó que “toda ayuda que nos de la oportunidad de dar a conocer, a quien lo desee, la riqueza de esta tierra será siempre bienvenida”.

Temas: