El temporal de lluvia y viento causa importantes daños en Béjar y comarca


Medidas municipales ante el COVID-19: Fases, ayudas sociales, ayudas autonomos, información, nueva normalidad

Redacción i-bejar.com
Diciembre 20, 2019 - 09:00

Cortes en carreteras, falta de suministro eléctrico o daños materiales en vehículos son algunas de las consecuencias del temporal, en una jornada en la que los bomberos contabilizaron hasta 53 intervenciones de emergencia

Daños del temporal en un vehículo

Béjar y la comarca vivieron ayer por la tarde noche una intensa jornada en lo climatológico. No en vano los bomberos de Béjar llegaron a realizar hasta  53 salidas para resolver emergencias, accidentes y daños provocados por el fuerte viento.

Temporal que aun se sufre en algunas zonas como Valdesangil que a primera hora de la mañana seguía sin suministro eléctrico; algo que le sucedió también a muchos vecinos de Béjar.

El barrio de Los Praos perdió el suministro eléctrico, aunque más tarde se recuperó. El Castañar o la carretera de Ciudad Rodrigo fueron otras de las zonas afectadas y en las que los bomberos tuvieron que intervenir.

Una de las localidades más afectadas por el temporal de lluvia y viento fue también Peñacaballera, donde una cubierta entera volaba por los aires y alcanzaba a un vehículo en la Nacional 630. Cortezas de árbol, cubiertas, chapas o cables cortados y caídos en la carretera fueron algunas de las consecuencias en las que también tuvieron que intervenir los bomberos de Béjar y que han causado el corte de carretera entre Fuentebuena y Valdesangil.

En Béjar, parte de la cubierta lateral de hospital se desprendía por la fuerza del viento y causaba importantes daños en un vehículo aparcado en la zona. La iluminación de la mayoría de las calles de Béjar ha sido retirada por temor a que esta pudiera desplomarse contra el suelo con el consiguiente peligro para los viandantes. En el parque ramas de los árboles se desplomaron sobre los paseos y en la Plaza Mayor elementos de las fachadas y carteles volaron, y cayeron sobre la plaza.

Parte de la cubierta del colegio de La Antigua se ha volado, mientras que los alumnos del IES Ramón Olleros se han tenido que quedar en sus casas debido a que también se ha volado parte de la cubierta.

Durante toda la tarde y toda la noche han estado trabajando 3 dotaciones de bomberos, en total 10 efectivos, además de efectivos policiales de la ciudad. Para las próximas horas se espera que mejore el tiempo, aunque los servicios de emergencia se mantienen en alerta.