En marzo termina el ultimátum al ayuntamiento de Béjar de los gestores de la Covatilla

Redacción i-bejar.com
Marzo 01, 2011 - 11:00

El Ayuntamiento de Béjar puede garantizar la titularidad de los terrenos hasta el 2022 y planta cara al ultimátum asegurando que se defenderá en los juzgados

La CovatillaEn marzo los juzgados podrían determinar el futuro de la nieve, de la estación de esquí en definitiva. Es en este mes cuando según Francisco Montero, Presidente de Gecobesa, finaliza el ultimátum lanzado al ayuntamiento de Béjar para que este expropie los terrenos y asegure la titularidad de los terrenos, que Gecobesa pretende le sean adjudicados por la mitad de un siglo.

Pero este no es el único frente abierto por Gecobesa. Aunque es una idea de 2009, hace unos días Gecobesa intensificaba una campaña por medio de la cual promueve que la gestión de la estación de esquí pase a manos públicas, apuestan por un modelo mixto Gobierno Vs entidades financieras en el cual Gecobesa no tendría ningún papel, de lo que se sobreentiende que deberían ser indemnizados.

El alcalde, Cipriano González, se ha pronunciado en este sentido asegura que la actualidad y que los tiempos que corren no son buenos para las administraciones públicas ni para las entidades bancarias. González dijo que el modelo Aramón puede ser válido para garantizar la continuidad de la estación de esquí, si la Junta y los bancos estuvieran dispuestos.

Al consistorio solo debe preocuparle que la estación funcione pero es consciente de que la voz cantante la lleva Gecobesa, con quien la administración y los bancos debería alcanzar un acuerdo. Gecobesa reclama para este caso una indemnización de 17 millones de euros.

El alcalde asegura que los técnicos municipales garantizan la titularidad de los terrenos para el ayuntamiento hasta el 2022, tiempo más que suficiente para alcanzar un acuerdo con los propietarios. La propiedad de los terrenos, es en su mayor parte del actual presidente de la Gestora de la estación de esquí.

Cipriano González aseguró ayer que "polemizar" no es bueno para nadie, reprobando la actitud de Gecobesa al trasladar el asunto a los juzgados. "El sentido común nos dicta que no es bueno tomar decisiones precipitadas condicionadas por momentos electorales próximos", dijo el alcalde, que aseguró que el consistorio se defenderá en los tribunales llegado el caso.