Ultima prueba para la carretera que une Béjar y Ciudad Rodrigo

Fiestas Béjar 2019
Redacción i-bejar.com
Septiembre 18, 2003 - 02:00

La prueba de carga que se realizará esta mañana sobre el viaducto de la carretera SA-220 significará la apertura definitiva de una vía de comunicación comarcal muy esperada por las localidades que enlaza entre sí. De manera especial se verán afectadas, positivamente, localidades como Garcibuey, Villanueva del Conde y Sequeros, que acortarán de forma considerable sus distancias.


Las obras, competencia de la Junta y realizadas por Ferrovial y PAS, supondrán una de las mejoras previstas entre las localidades de Béjar y Ciudad Rodrigo.


La prueba de carga se realizará sobre el viaducto de la Umbría de San Benito, concretamente en el tramo que transcurre desde el cruce con la SA-225 a la localidad de Sequeros. El delegado territorial de la Junta, Agustín Sánchez de Vega, asistirá a la realización de la prueba técnica, en un tramo que quedará liberado de muchas curvas en su trazado.


El alcalde de Garcibuey y diputado provincial, Alfredo Martín, se mostró ayer muy satisfecho ante el anuncio de la prueba de carga que significará la posterior apertura del puente.


"Ahora Villanueva del Conde, Garcibuey y Sequeros van a parecer barrios entre sí", dijo el diputado en referencia a la escasa distancia a la que quedan estos municipios. La obra del viaducto corresponde al esperado arreglo de la plataforma y firme de la citada SA-220.