El temporal de nieve beneficia las aspiraciones de La Covatilla

Redacción i-bejar.com
Marzo 01, 2004

La Covatilla podría llegar a contar con cerca de 10 kilómetros esquiables en los próximos días, en los que el anticiclón, que vendrá acompañado por bajas temperaturas, permitiría la realización de trabajos necesarios para adecuar las instalaciones y un mayor área para los esquiadores.


Con la vuelta a la normalidad de las carreteras y los accesos a la estación de esquí, limpios de nieve y en perfecto estado para la circulación de vehículos, fueron miles los visitantes que de nuevo aprovecharon para utilizar las instalaciones de La Covatilla. Extremadura, la comunidad madrileña y Portugal siguen siendo los lugares de procedencia por excelencia, aunque los esquiadores llegan a Béjar desde sitios tan remotos como Andalucía, que optan por la tranquilidad del Sistema Central en vez de Sierra Nevada.


Jose Antonio White, director de La Covatilla, explicó que la situación meteorológica engaña y que las instalaciones han tenido que estar cerradas tres días por culpa del mal tiempo: la ventisca y la niebla. "Llevamos más de tres días sin ver el horizonte", asegura White, en referencia a la niebla, elemento que ayer no amedrentó a los esquiadores, que acudieron en masa. La niebla se levantó al mediodía y permitió la práctica deportiva.


Este elemento meteorológico es uno de los fenómenos más temidos por los que practican el esquí y los aficionados a la montaña: en unos pocos metros se pueden desorientar y la falta de relieves orográficos, a las velocidades a las que se esquía, "pueden hacer que te desvanezcas y provocar accidentes", tal y como declararon algunos esquiadores experimentados.


El personal de Gecobesa trabajó de día y de noche para la apertura del fin de semana. La tarea del personal de pistas permitió, a pesar de la escasez de nieve en cotas bajas, la apertura total de la estación y completar 5,5 kilómetros de longitud esquiable. White, responsable también de las pistas de la estación de esquí, aseguró que la distancia puede parecer corta frente a los datos que ofrecen otras estaciones de esquí, pero si se tiene en cuenta la superficie, con pistas que superan los 60 metros de ancho, el área de nieve esquiable de La Covatilla puede llegar a ser muy superior al de otras estaciones de este tipo.


Los planes de los gestores de la estación de esquí son los de comenzar a trabajar en las zonas de pistas vírgenes y adecuarlas para alcanzar los 9 ó 10 kilómetros esquiables. Los responsables de la estación confían en el anticiclón y las bajas temperaturas para poder trabajar y permitir los accesos.


Ayudas a la Inversión


El ayuntamiento aprobó recientemente un convenio con la sociedad gestora de La Covatilla, por medio del cual se concedía una ayuda a los gestores de la estación. Gracias a esta decisión se otorgó a la entidad una ayuda cercana a los 540.000 euros (90 millones de pesetas). Con ello, la empresa cubriría los costes de los trabajos llevados a cabo en la propiedad municipal, ya que Gecobesa asegura haber realizado inversiones en mejoras de las instalaciones municipales por una cantidad superior a la concedida.



El acuerdo municipal refleja también la cantidad concedida en el 2003 de 144.000 euros (24 millones de pesetas) pocedentes de una subvención de la diputación provincial. Con la nueva firma, aprobada en el pasado pleno del mes de febrero, serán otros 126.000 euros (21 millones de pesetas). Además, el acuerdo entre el ayuntamiento y Gecobesa exime del pago del canon anual de 60.000 euros (10 millones de pesetas) que los gestores tendrían que abonar al consistorio, según lo firmado para la concesión de las instalaciones. La cantidad exenta de abonar el canon, que correspondería a unos 330.000 euros (55 millones de pesetas). El alcalde indicó que la subvención es el pago a las inversiones realizadas. Alejo Riñones elogió el trabajo desarrollado por la sociedad gestora de La Covatilla.



El portavoz del grupo de oposición no utilizó la palabra auditoría, pero sí solicitó que el consistorio fiscalice el destino de la participación económica, puesto que se trata de dinero público. El alcalde afirmó que "no podemos ser tan quisquillosos", en referencía a la confianza depositada en Gecobesa.


Foto: Santiago Nieto