La bolera genera facturas de 963 euros por reparaciones

Redacción i-bejar.com
Noviembre 23, 2004

Las facturas que genera la bolera del centro de ocio parecen no tener fin. Dos nuevas emisiones, con fecha 27 de septiembre y 15 de noviembre y de 552,16 y 411 euros (91.844 y 68.384 pesetas), respectivamente, vienen a sumarse a las ya existentes; con una diferencia respecto a las que suscitaron la polémica por la que los socialistas pidieron que el alcalde y sus amigos se hiciesen cargo de las cuantías. En esta ocasión, son posteriores a la inauguración del centro de ocio en el que se ubica la bolera.


Las dos nuevas facturas tampoco están exentas de polémica. Los socialistas dijeron haber rechazado una de ellas --que el pasado lunes se discutían en comisión--, porque el concepto de la factura es el mismo que el de la recibida y aprobada en septiembre. En las dos nuevas facturas, llegadas al consistorio desde la empresa zaragozana ALF, encargada de instalar la bolera y la empresa emisora de los polémicos montantes en concepto de reparación anteriores a la apertura de las instalaciones, se recoge por el mismo precio la adquisición de un motor para las pistas, además de diversos materiales, como bolos, cuerda especial o bobinas de freno. Los dos conceptos recogidos en las últimas facturas sobre los que los socialistas han pedido explicaciones son Motor de retornabolas 220/380 y, por otra parte, Motorreductor 220/380 de máquina con freno de bloqueo . Los concejales del Partido Socialista sospechaban ayer que pudiera tratarse del mismo concepto. Sin embargo, fuentes consultadas por este periódico indicaron que se trata de dos equipos diferentes.


En este sentido, y en la reunión que mantenía la agrupación socialista, acordaron solicitar la intervención de un órgano ajeno al ayuntamiento bejarano que aclare la situación contable de la emisión de las facturas de la bolera, tanto en el caso de las que fueron emitidas antes de la inauguración del centro de ocio como en el caso de las dos últimas recibidas en el consistorio bejarano.


El consistorio asume gastos en el recinto de ocio que ascienden ya a 6.000 euros


El total de facturas emitidas por la empresa zaragozana, a parte de la del coste de la instalación de los equipos de la bolera municipal, asciende ya a siete, cifra en la que no se incluye tampoco la factura que fue anulada tras la denuncia pública efectuada por el PSOE en septiembre y cuya cuantía era de 1.091,56 euros (181.526 pesetas). En este caso, el alcalde de Béjar, Alejo Riñones, argumentó que fue un error de la propia empresa encargada de la bolera, quien a los pocos días de hacerse pública la polémica municipal remitió una nota aclaratoria.



Por otra parte, la cuantía de las facturas supera ya los 6.000 euros (un millón de pesetas). Respecto a las primeras, anteriores a la puesta en marcha del centro de ocio, el alcalde bejarano, Alejo Riñones, confirmó la existencia de las mismas e indicó que correspondían a un conjunto de arreglos por el cambio de polaridad en la acometida eléctrica efectuada por la empresa Iberdrola.