Comprar Mascarillas Béjar

El alcalde firma dos decretos como diputado nacional del PP



Redacción i-bejar.com
Octubre 23, 2004

El alcalde de Béjar Alejo Riñones, firmó dos decretos de alcaldía en su condición de "diputado nacional". En los mismos, con fecha 4 de octubre y 27 de septiembre, el popular nombra su sustituto a Pedro González y Anastasio Báez, ambos tenientes de alcalde del equipo de gobierno bejarano.


La pasada legislatura y, tras dejar su cargo Fernando Fernández de Trocóniz, corrió el turno en las lista a la sucesión y éste llegó hasta el lugar que ocupaba en las listas electorales el alcalde bejarano. En septiembre del 2002, el alcalde manifestó haber renunciado al escaño de diputado "por voluntad propia y por el bien de la ciudad y de sus compañeros". Entonces, Riñones aseguró que el PP le dejó total libertad en todo momento para decidir lo que considerase mejor.


El alcalde manifestó que había sido una decisión difícil de adoptar, debido al prestigio político que le hubiese supuesto el nombramiento y la retribución económica correspondiente a un diputado, que nunca percibió, como consecuencia de su renuncia al escaño.


Riñones siempre había hecho pública su disposición a cubrir la vacante de Trocóniz, que le hubiese correspondido siguiendo los trámites normales. El cambio en la decisión se debió, según el alcaldes, al poco tiempo que quedaba de legislatura.


En los decretos firmados que ayer eran sacados a la luz, seguramente debido a un error, figura lo siguiente: "Con motivo de mi nombramiento como diputado nacional en el Congreso de los Diputados, de conformidad con...", completando los dos decretos por los que nombra a su sustituto en su ausencia, uno genérico y otro correspondiente a los pasados días 6, 7 y 8. Los decretos están firmados por el propio alcalde y la secretaria.


Por su parte, el portavoz socialista, también en tono irónico, destacó que el hecho "pone de manifiesto el desfase de dos años del subconsciente de Riñones" y que, en realidad, "no renunció por Béjar y para el pueblo", como manifestó, sino que se trató de una exigencia del partido.