El equipo local Nuevomar-Fongás arrebata la victoria a los madrileños del Buff en la última etapa



Redacción i-bejar.com
Marzo 07, 2004

Los participantes en el raid Gredos 2004 no tuvieron mucho tiempo para descansar. La última etapa disputada durante la noche del sábado, con una sección de piraguas y otra de ciclismo de montaña  dejó a los competidores completamente exhaustos. Los primeros raiders cruzaban la línea de llegada alrededor de las dos de la noche, pero la mayoría finalizaba rozando las cuatro de la madrugada.


El tiempo, muy frío, pasó factura y más de una baliza se resistió, escondida entre la noche. A las ocho de la mañana se daba la salida y la mayoría de los raiders no podía ocultar su fatiga. A pesar de ello, se mostraban con ánimos para afrontar los  27 kms de una etapa, la última, que les gratificaría con las modalidades de tirolina y rappel pero que aún continuaba mellando sus energías con una sección de 16km de carrera de alta montaña y  otra de 11 km en la modalidad de ciclismo.


El equipo Nuevomar-Fongás sabía que tenían que apostar fuerte: seguir recortando las diferencias que les separaban del Buff y tratar de obtener tiempo de ventaja. Aunque al principio plantearon la carrera con mucha tranquilidad, tras la asombrosa progresión llevada a cabo en las últimas secciones, la idea de la victoria se dibujaba ahora como una realidad al alcance de sus posibilidades. No lo tenían sencillo porque aunque habían bordado las piraguas y la bicicleta nocturna colocándose en segunda posición, los madrileños del Buff también se sentían más que satisfechos con su labor y todavía conservaban más de media hora de ventaja.


Los  raiders locales encabezaron la competición desde el principio y fueron acrecentando las distancias con el resto de los equipos. A las once menos cuarto sellaban la última baliza de la primera sección. Los siguientes equipos en la clasificación general hacían poco a su aparición. A los Buff, parecía habérselos tragado la tierra. Cuando finalmente llegaban al punto de control, sus componentes no podían evitar cierta decepción: por segunda vez, esta sección les jugaba una mala pasada y les impedía conseguir un raid. “¡Qué error más tonto!” se lamentaba uno de ellos.” Bajando de Hoyamoros hay unas paredes infranqueables y tiramos un poco a la derecha, pero teníamos que haber ascendido ligeramente para bajar por la loma. Con esa elección se tardaba 20 min menos”,explicaba. “A veces calculas mal y desde arriba las cosas cambian. Mala suerte ...  después de haber ido todo el tiempo en cabeza... pero bueno, los raiders son así, otras veces nos ha pasado al contrario”.


La siguiente sección los llevaría en bicicleta desde los Picos de Valdesangil hasta la línea de llegada, situada en Llano Alto. A pesar de que los últimos kilómetros se resistían con una fuerte subida, a la mayoría de los equipos no les representó mayor problema. Algunos incluso, los que rozaban los puestos de podium, afirmaban que una sección más complicada les hubiera beneficiado. En fin, en raids, pocas cosas son matemáticas y muchas veces cualquier factor puede aliarse en contra de los equipos.


La primera prueba puntuable para la Liga The North Face de Raid de aventura, el Raid Gredos 2004, cumplió las expectativas de la mayoría de los competidores: un paisaje increíble con el que disfrutar y como ellos dicen, “ciertas dosis de sufrimiento”. El Nuevomar Fongás consiguió el primer puesto en la categoría absoluta con un tiempo de 20:06:43 horas, a seis minutos de los madrileños del Buff. La tercera posición fue para el equipo Gallaecia Bugarent (I) que tardó 20:46:07. En categoría femenina las madrileñas del desnivel emplearon 36:55:31 y en categoría mixta el primer puesto fue para el Deporte Andaluz- Intersport Huelva con un tiempo de 26:20:44 y el segundo para el One Touch Ultra ( 44:19:50)


Fotos: Producciones Aventur, s.l.