Ayuntamiento de Béjar y trabajadores coinciden en la necesidad urgente de una Relación de Puestos de Trabajo



Redacción i-bejar.com
Abril 30, 2010

Algunos de los acuerdos mas destacados entre empleados municipales y miembros del equipo de gobierno pasan por la reducción de la jornada laboral

Reunión entre representantes de trabajadores y gobieno municipalOctubre es la fecha tope acordada entre trabajadores municipales y representantes municipales para elaborar un documento previo a la necesaria Relación de Puestos de Trabajo (RPT). Este documento es una demanda laboral histórica y con cuya necesidad todos, trabajadores y miembros del equipo de gobierno, parecen estar de acuerdo, como quedó de manifiesto la reunión mantenida en el consistorio.

En este sentido la asamblea de trabajadores municipales ya había dado el visto bueno al acuerdo laboral y las negociaciones que se llevan a cabo están dirigidas a redactar el documento en el que se plasmen los acuerdos y que tendrá una vigencia anual.

Algunos de los acuerdos mas destacados entre empleados municipales y miembros del equipo de gobierno pasan por la reducción de la jornada laboral. Esta reducción será de una hora en los meses de julio y agosto y la disminución de la jornada durante el periodo navideño también en una hora. En ambos casos la jornada laboral sería de 8 a 14 horas. Habrá días como el del patrón de la ciudad, San Miguel, que no sean laborales para los trabajadores municipales. Algunas medidas como las mencionadas se han alcanzado como contraprestación a las mejoras económicas demandadas por los trabajadores y que, debido a la situación económica coyuntural, no pueden alcanzarse.

El acuerdo con los trabajadores se refiere también a diversas mejoras de marcado carácter social, como las relacionadas con el incremento de la cobertura en un 30% en la salud buco dental de los trabajadores o en elementos tan comunes como las revisiones oftalmológicas o las propias gafas. El resto de mejoras de carácter social se incrementarán un 12%.

En la reunión de los representantes de los trabajadores con el ayuntamiento estuvieron presentes el concejal delegado José Luis Rodríguez Celador y el propio alcalde, Cipriano González el objetivo alcanzado era el de revisar los textos del convenio y ajustar los mismos a los nuevos cambios.
En verano del 2008 se alcanzó otro acuerdo por medio del cual los trabajadores municipales pudieron ajustar una deuda salarial de 90.000 euros y que fue valorada positivamente por los representantes sindicales. Los acuerdos laborales entre trabajadores y ayuntamiento estaban paralizados desde el año 1996.