La PDBB denuncia el estado de la Fuente de la Sábana en El Bosque

Se cumplen dos años y nueve meses desde que la Plataforma para la defensa de El Bosque denunciara el estado de la Fuente de la Sábana, tan seca e inútil como si en ella no se hubiera gastado dinero público.

Redacción I-Bejar.com | lunes, 10 de julio de 2017

Estamos en verano, con un previsible incremento de visitantes en El Bosque, y es el momento de recordar a nuestras amodorradas autoridades que deben poner en servicio esta y otras partes vitales de nuestra villa de recreo. 

En la edición de 1935 de la novela Rincón de provincia, del bejarano Emilio Muñoz García, se eligió como motivo de cubierta la noble Fuente de la Sábana,  pues su puesta en funcionamiento se convertía en verdadero motor de la historia, reto caballeresco para el protagonista masculino. De esta forma trasladaba don Emilio sus decepciones e inquietudes sobre el cuidado de El Bosque, en manos de propietarios mucho menos sensibles y decididos. La situación apenas ha variado aunque sean otros los dueños: sigue ausente la sensibilidad y persiste la sordera de sus titulares, las administraciones local y regional: ¿despertarán de su letargo cuando se anuncien nuevas citas electorales? 

Tal vez haya que esperar a los próximos comicios para que le llegue el turno a esta fuente monumental, pero entre tanto no nos quedaremos callados para denunciar las deficiencias que se observan desde que fue restaurada con el dinero de todos, y que no han variado desde nuestra foto denuncia anterior a excepción del visible deterioro de sus caños. 

Es difícil de entender que en los proyectos de 2003 (sistema hidráulico general) y de 2007 (restauración de las fuentes ornamentales) se renunciara a recuperar el sistema abastecimiento propio de este elemento de fontanería, a diferencia del resto del sistema hidráulico de El Bosque: ¿por qué esta disparidad de criterios? La alimentación de la Fuente de la Sábana mediante el llamado «estanquillo nuevo» está documentada desde 1705 y es obvio que este dispositivo se construyó a la vez que la fuente (o su adaptación hidráulica a partir de un arco o puerta más antiguo). A día de hoy, al estanquillo le falta el pretil oeste, pues no les dio la gana reconstruirlo en 2003 (ni en 2007-2008), a pesar de que era una obra bien barata –incluso con la impermeabilización del vaso resultante– para dar servicio a la Fuente de la Sábana a través de una conducción paralela al acueducto original, según se ve en el cuadro de Ventura Lirios (1726-1727). Se desconoce cómo se procedía al llenado del estanquillo, situado a cota superior que la cercana regadera del Prado Alto y con un suelo empedrado a mayor altura, pero en el tratado de Pedro Juan de Lastanosa (Los veintiún libros de los ingenios y de las maquinas, escrito entre 1564 y 1575) hay suficientes datos como para dar con más de una solución al caso: por ejemplo, un canal de madera colgado de la cerca perimetral a la que se adosa el estanquillo, con su derivación en la mencionada regadera a cota suficiente, o bien una canalización de arcaduces embutida en la propia cerca (como en el propio acueducto de la fuente), intervenciones perfectamente reversibles que permitirían la recuperación funcional del sistema hidráulico sin necesidad de recurrir a sofisticados mecanismos de bombeo que fallan cada dos por tres (como hasta ahora), y con la garantía de mayor caudal que el disponible en las pocas ocasiones en que la fuente ha funcionado.

Desde la Plataforma esperamos que nuestras autoridades propietarias curen pronto de su sordera administrativa, despierten de la siesta y se pongan manos a la obra con la Fuente de la Sábana para que luzca como merece, aunque no estemos en plazos electorales: no es un reto caballeresco, sino una obligación legal.

PLATAFORMA PARA LA DEFENSA DE EL BOSQUE DE BÉJAR (PDBB)


 





Noticias

Reciba las últimas noticias directamente en su correo


Proporcionado por FeedBurner